sábado, 23 de noviembre de 2013

Dos poemas inéditos de Mario Benedetti


Los manuscritos de "Esperas" y "Miedo y coraje" se habrían traspapelado en un libro que perteneció al escritor.

El poema tiene algo de profético "Uno sigue esperando / sin responder a nadie / entre otras cosas porque / las sombras no preguntan / uno estira el silencio / abandonado y torpe / con los ojos abiertos / y la esperanza inmóvil"... Se llama Esperas, lo escribió Mario Benedetti aunque jamás lo publicó y casualmente debió esperar casi diez años para salir a la luz y emerger del silencio. Escrito a mano, en una hoja suelta de un anotador, apareció en febrero de este año junto a otro inédito "Miedo y coraje", en España, dentro de un libro personal del autor de La Tregua, fallecido en mayo de 2009.
Entre las páginas de Insonmios y Duermevelas los encontró la bibliotecaria de la Universidad de Alicante María José Gimenez, según reveló el diario El País de Madrid. A esa universidad, que alberga el Centro de Estudios Iberoaméricanos, Mario Benedetti, el escritor uruguayo legó en 2006 los seis mil ejemplares que componían su biblioteca personal en la capital española. Durante el proceso de revisión y catalogación, aparecieron los dos poemas.
Un hallazgo de gran trascendencia. Así lo calificó Eva Valero, directora del centro, quien junto al investigador José Carlos Rovira comprobó que la letra manuscrita correspondía a la del escritor. Luego de revisar la prolífica bibliografía de Benedetti, ambos confirmaron su primera impresión: los dos poemas eran inéditos.
Jamás se habían publicado, pero los dos académicos descubrieron que "Miedo y coraje" sí había sido recitado por el propio Benedetti en Buenos Aires. Fue el 23 de abril de 2002, el autor tenía 81 años y había venido a esta ciudad en el marco de la Feria Internacional del Libro. Durante su estadía, Benedetti aprovechó para presentar su flamante Insomnios y duermevelas que reune una serie de poemasy el cuento "Túnel en duermevela", que cierra el libro. Lo presentó en un colmadísimo auditorio del Malba. Esa tarde según consta en la crónica del día del diario La Nación, Benedetti recitó los versos de "Miedo y coraje" (El miedo y el coraje son gajes del oficio / pero si se descuidan los derrota el olvido / El miedo se detiene a un palmo del abismo / y el coraje no sabe qué hacer con el peligro...)
Los investigadores aventuran que Benedetti habría guardado los dos poemas en el el libro, que viajó desde Buenos Aires a las presentaciones en Madrid, en julio, y en Alicante, en octubre. "Este itinerario permite conjeturar que posiblemente Mario Benedetti leyó uno de esos poemas, no publicados, en Buenos Aires y luego lo llevaría dentro de uno de los ejemplares de "Insonmios y duermevelas"
que dejaría en su biblioteca de Madrid, que luego donaría a la Universidad de Alicante", explicó Valero.
Los académicos encontraron que en la vasta obra de Benedetti que incluye más de cuarenta poemarios, existe un poema titulado "Coraje y miedo", aunque es totalmente diferente al del flamante hallazgo. Además señalaron que en "Inventario tres" hay otro poema titulado "Esperas" que tampoco tiene similitudes con el que encontraron en la biblioteca del centro de Alicante.
El 14 de septiembre de 2009, el día en que Benedetti hubiera cumplido 90 años, se presentó en Montevideo "Biografía para encontrarme", un poemario inédito, que el autor había preparado. El mismo día se lanzó, además, la antología de cuentos "A imagen y semejanza", también inédita.
La lectura en el Malba no es el único punto de contacto de esta historia con la Argentina, donde Benedetti se exilió en 1973. "Esperas" incluye también un epígrafe con dos versos del pintor y poeta argentino Enrique Molina "se oyen pasos / de alguien que no llega nunca". La espera, al menos para estos dos poemas ya terminó.

Uno sigue esperando 
sin responder a nadie 
entre otras cosas porque 
las sombras no preguntan
uno estira el silencio 
abandonado y torpe
con los ojos abiertos
y la esperanza inmóvil
el cielo está tan lejos
y la tierra tan cerca
que no vale la pena...

El miedo y el coraje
son gajes del oficio
pero si se descuidan
los derrota el olvido
El miedo se detiene
a un palmo del abismo
y el coraje no sabe
que hacer con el peligro
El miedo no se atreve
a atravesar el río.
                                                                 Clarín 4 de febrero de 2013

2 comentarios:

  1. Una más que grata sorpresa, gran descubrimiento. Saludo

    ResponderEliminar
  2. Este tipo de hallazgos, inesperados, casi ocultos en libros viejos, parece que no son tan extraños dentro del mundo de los grandes escritores. Se entiende. Su necesidad de escribir no entendía ni de tiempos adecuados ni de papeles prolijos, ni de inspiraciones programadas... Un abrazo

    ResponderEliminar