martes, 1 de junio de 2010

"Para una versión del I Ching" y "El mar"

PARA UNA VERSION DEL I CHING

El porvenir es tan irrevocable
como el rígido ayer.
No hay una cosa que no sea una letra silenciosa
de la eterna escritura indescifrable
cuyo libro es el tiempo
.

Quien se aleja
de su casa ya ha vuelto.

Nuestra vida es la senda futura y recorrida.
El rigor ha tejido la madeja.
No te arredres. La ergastula es oscura,
la firme trama de incesante hierro,
pero en algún recodo de tu encierro
puede haber una luz, una hendidura.
El camino es fatal como la flecha.
Pero en las grietas, está Dios que acecha.





EL MAR


Antes que el sueño (o el terror)

tejiera mitologias y cosmogonias,

antes que el tiempo se acuñara en dias, el mar,

el siempre mar,ya estaba y era.

¿Quién es el mar,

quien es aquel violento y antiguo ser

que roe los pilares de la tierra

y es uno y muchos mares y abismo y resplandor y azar y viento?

Quien lo mira lo ve por vez primera , siempre.

Con el asombro que las cosas elementales dejan,

las hermosas tardes, la luna, el fuego de una hoguera.

¿Quién es el mar, quien soy?

Lo sabré el día ulterior que sucede a la agonía.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada